EDITORIAL MONTANER I SIMÓN

ANY
1880-1883

DIRECCIÓN
Aragó 255, Barcelona

PROMOTOR
Ramon Montaner i Francesc Font

RESTAURACIÓN
1987-1990
Roser Amadó i Lluís Domènech
2008-2010
estudi Ábalos+Sentkiewicz

EDITORIAL MONTANER I SIMÓN

La editorial Montaner y Simón fue fundada en 1861 por Ramon Montaner y Francesc Font. En 1879 encargaron un nuevo edificio para la editorial a Domènech i Montaner, sobrino de Ramon Montaner, en un Ensanche en plena expansión. Sería el primer encargo importante para el arquitecto, ya sin su socio Josep Vilaseca, con quien continuó manteniendo una relación de amistad.

A pesar de tratarse de un edificio industrial, se concibió como un palacete entre medianeras, con una fachada muy noble y eje de simetría central; las oficinas se situaban en la primera crujía, mientras que en la parte posterior se ubicaban las imprentas y los estantes de almacenamiento. La zona de las oficinas, con un espacio de escalera iluminado por un tragaluz octogonal, estaba muy compartimentada y presentaba un aspecto más convencional. Sin embargo, la zona industrial mostraba una planta diáfana con una estructura de pilares de fundición y jácenas metálicas a la vista, así como un patio central a modo de impluvio. Esta estructura iniciaba la racionalidad espacial que caracterizaría muchas de las obras de Domènech i Montaner.

La primera propuesta del proyecto, con la que se solicitó la licencia de obras, presentaba una fachada de composición bastante académica con un frontón de remate, acabada con piedra de Montjuïc. Sin embargo, la fachada terminó construyéndose en ladrillo visto, y el conjunto de la composición adoptó un lenguaje mucho más moderno, en el que se combinaban referencias medievales con representaciones de los inventores de las técnicas de impresión y de grandes escritores. Con el uso del ladrillo visto en la fachada, los materiales adquirían protagonismo, no solo en la vertiente de la construcción, sino también decorativamente. En esta obra también se inicia el binomio artes decorativas / arquitectura que Domènech desarrollará en profundidad, con la recuperación de las artes artesanales como la forja, la vidriera, la cerámica, el mosaico, etc.

Esta empresa familiar se mantuvo activa hasta 1952, cuando fue adquirida por otro editor. El interior del edificio experimentó diversas modificaciones para adaptarse a las necesidades del uso editorial. Finalmente cerró sus puertas en 1981. Desde 1990 es la sede de la Fundación Antoni Tàpies.

imágenes

Cronograma

Visualiza todas las obras de Lluís Domènech i Montaner a través del cronograma. Todas sus obras vinculadas con los planos, su biografia, formación, docéncia, política..

Realitza una cerca